viernes, 29 de enero de 2016


 
Los Palmeras y Jorge Fandermole brillaron en Cosquín 2016
 
Nuevamente la delegación de Santa Fe subió anoche al escenario "Atahualpa Yupanqui” de la plaza “Próspero Molina” del Festival Nacional de Folklore.

El primero en subir fue Jorge Fandermole, junto a Marcelo Stenta en guitarra, Fernando Silva en bajo, Juancho Perone en percusión, Julio Ramírez en acordeón y Sebastián Macchi en piano. "La luminosa", "El amor y la cocina", "Guitarra", "Hispano" y “Sueñero” fueron escuchadas por el público con gran emoción, es que la inmensa poesía, el caudal de belleza y talento que este gran compositor y su banda presentan en el escenario despierta las lágrimas y aplausos de todos.

Sería luego el turno de Los Palmeras, quienes pusieron de pie a todos los presentes a un solo grito, cuando todavía estaba girando el plato y el querido locutor Marcelo Nocetti los estaba anunciando. Comenzaron con toda la plaza expectante escuchando “El bombón”. Para el segundo tema, “La suavecita”,  la plaza ya era una fiesta pocas veces vista. Siguieron “Te va a gustar”, “Que quiere la Chola”, “Perra”, “Olvidala”, “Embrujo”, “Te vas” y “Doble Vida” en un bis pedido por la plaza que no los dejaba ir. Hicieron bailar de grandes a chicos, en una fiesta que solo puede despertar nuestra cumbia santafesina.

El país entero pudo disfrutarlos, compartimos la grandeza y humildad de nuestros artistas en una noche histórica dejando una huella que perdurará mucho tiempo en este festival.

UN ENCUENTRO MEMORABLE
Una plaza colmada de gente se unió a celebrar la música, la palabra, el baile, la poesía y la fiesta de nuestros grandes músicos santafesinos. La delegación oficial santafesina en esta 56ª edición del Festival Nacional de Cosquín 2016 fue nuevamente orgullo de todos, no sólo por el inmenso talento que desborda cada vez que estos artistas se presentan, indiscutible, innovador, siempre presente generación tras generación, sino que nos enseñan que la multiplicidad musical, la diversidad de expresiones, la fusión, la mezcla nos da identidad, nos presenta al mundo complejos y únicos, humildes y grandes.

Se trata de artistas populares, verdaderos embajadores de la música local que nos permiten recorrer con el cuerpo y la emoción los paisajes ciudadanos de las distintas regiones, el ritmo de su gente, la poesía de sus ríos, la fuerza de la memoria y el canto recién nacido hecho de tierra, aire y agua, de pasiones e innovación, de creación y tradición.

Tanto el grupo de Santa Fe como el cantautor oriundo de Andino vienen de recibir el Premio Konex de Platino. La distinción habla de dos expresiones enormes; espejo y construcción de vidas, que están en nuestros días, en la ceremonia y la fiesta, en la esperanza de crecer, y en el ritmo y movimiento de nuestros sentimientos.-
 

 
 
 
 

 
 
 

 

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada