miércoles, 26 de noviembre de 2014




 
 
La provincia invertirá 45 millones en la segunda etapa de “El Molino, Fábrica Cultural”
Con un presupuesto oficial fijado en algo más de 45 millones de pesos, el gobierno de la provincia licitará mañana jueves la segunda y última etapa de “El Molino, Fábrica Cultural”, organismo dependiente del ministerio de Innovación y Cultura, ubicado en la manzana comprendida por las calles Castellanos, República de Siria, bulevar Gálvez y Pedro Víttori de la ciudad de Santa Fe.
El acto de apertura de sobres será encabezado por el gobernador Antonio Bonfatti y se realizará a las 16:00 h en Bulevar Gálvez 2350. También estarán presentes el ministro de Obras Públicas y Viviendas, Julio Schneider; la ministra de Innovación y Cultura, Chiqui González; la secretaria de Obras Públicas, Jorgelina Paniagua; el director de la Unidad de Proyectos Especiales, Jorge Giunta, y el director de la Unidad Ejecutora de Proyectos de Arquitectura, Federico Zegna Ratá.
Se trata de la última etapa del proyecto que contempla la recuperación arquitectónica del edificio industrial ubicado en el ala oeste del complejo, y la construcción de una plaza pública en el espacio exterior que se extiende desde la fachada del mismo hasta la calle Pedro Víttori”, explicó el ministro de Obras Públicas, Julio Schneider.
Sobre el objetivo de la intervención, la ministra de Innovación y Cultura, María de los Ángeles González, expresó que actualmente El Molino funciona como una fábrica de bienes culturales donde se desarrollan técnicas de confección manual en papel, madera, telas, lana y todo tipo de fibras. “El sector edilicio que será recuperado estará dedicado a los bienes reproducibles, al cuerpo, a la salud, a la nutrición, y la imaginación de todos”, detalló.
Es por ese motivo que desde la Unidad de Proyectos Especiales del Ministerio de Obras Públicas se planteó meticulosamente el acondicionamiento de esos espacios y la incorporación de infraestructuras necesarias, con el objetivo de promover de manera eficiente el desarrollo de las prácticas artísticas contemporáneas”, agregó Schneider.
CARACTERÍSTICAS DE LA OBRAEl Molino es un edificio de valor patrimonial, cuyo criterio de preservación y recuperación se aplica tanto por el significado histórico como por su alto valor constructivo y espacial. Sobre las tareas previstas en esta última etapa del proyecto, Schneider señaló que comprenden la restauración, reparación y refuerzo de elementos y sectores debilitados por el paso del tiempo, y el reemplazo de cubiertas existentes.
También explicó que se incorporará un área gastronómica, un área administrativa, una sección de reparaciones y sala de máquinas, al igual que núcleos sanitarios distribuidos en los distintos sectores.
Con respecto a la fachada oeste, dijo que se construirá una estructura metálica (estructura deployé) que cumplirá la función de canalizar los circuitos de salidas de emergencia, y que a su vez alojará todas las unidades exteriores de los equipos de aire acondicionado u otro equipamiento que pueda ser necesario incorporar al edificio.
El proyecto prevé además la construcción de una plaza pública (desde la fachada oeste hasta la calle Pedro Víttori), que estará equipada con mobiliario urbano - bancos, cestos y luminarias - y que en ese lugar se construirán dos bóvedas cáscaras idénticas a las dispuestas en la primera etapa del proyecto.
FÁBRICA DE IMÁGENES, SONIDOS Y LIBROSDe acuerdo al marco funcional de la iniciativa, la ministra González indicó que “en el sector dedicado a los bienes reproducibles habrá salas donde una banda de rock, de folclore o de cumbia podrá grabar gratuitamente su primer CD para darlo a conocer a las radios”. Además se planificó una sala con circuito cerrado de televisión, otra de radio, y un área destinada a la informática, donde se podrá abordar el desarrollo y aprendizaje de herramientas de diseño gráfico.
En este sector los libros tendrán un espacio central -continuo la funcionaria-, para que los niños puedan sumergirse en el mundo de la imaginación, pero además, para que todos aprendan las diversas técnicas de su fabricación, como se hacían antes, letra por letra, y como se hacen en la actualidad”.
UN ESPACIO DEDICADO AL CUERPO Y LA SALUDEn lo que respecta al sector destinado al cuerpo expresivo, adelantó que allí se realizarán ensayos de teatro, danza, circo y malabares - a los cuales la gente podrá asistir e incluso participar - y que habrá un espacio destinado a la salud, que abarcará desde la nutrición hasta las técnicas corporales terapéuticas.
"Se desarrollarán clases y actividades de aspectos relacionados a la experiencia del cuerpo en movimiento: gimnasia correctiva, reiki, yoga, danzas circulares, acrobacia en tela y trapecio, entre otras. Y también habrá un sector destinado a la fabricación de pan casero atendido por jóvenes que van a trabajar como emprendedores en cooperativas. Muchos de ellos, que han dejado el secundario, podrán retomarlo a partir de su inclusión y contención con este tipo de trabajo”, sostuvo la ministra.
GRATUITO Y PARA TODAS LAS EDADESFinalmente, subrayó que todas las actividades en este nuevo espacio estarán planificadas para la participación de gente de todas las edades y que las mismas serán de carácter gratuito.
De un lado tendremos los materiales nobles (las técnicas manuales) y del otro los bienes que se reproducen. Todos vamos a tener acceso a grabar, a ver como se filma, a filmar, a leer, a ver y hacer un libro, a hacer reiki, a hacer yoga, a mirar cómo se baila, a bailar, y a elaborar volantes en una computadora para las organizaciones sociales que necesitan este tipo de material para difundir sus acciones”.
Pero también se podrá asistir a clases de nutrición y de lactancia, y las mamás embarazadas podrán hacer sus bolsos para sus bebés, y también aprender a amamantar y sobre el valor de la lactancia, como así también el apego en el primer año de vida”, concluyó la ministra González.

 














No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada